para la candidatura de la ciudad de Valladolid a la instalación de una fábrica de baterías eléctricas para automóviles con Fondos Europeos PERTE

Presentada por el Grupo Municipal VOX  

Exposición de Motivos  

Recientemente se ha anunciado la aprobación por parte de Renault España del Plan  Industrial 2021-2024, que supone la asignación de nuevos vehículos y motores para  que las plantas españolas del Grupo, incluidas las de Valladolid y Palencia, estén al  máximo rendimiento, con todo lo que esto supone para nuestra región en cuanto a  generación de empleo y recuperación económica. Además, los 5 nuevos vehículos  adjudicados serán híbridos, lo que sumado a las nuevas competencias que se  incorporarán al Centro de I+D+i de Renault en Valladolid, convertirán a nuestra  ciudad en un importante Polo de Electrificación en movilidad.  

Pero esta magnífica noticia no puede ocultar la verdadera situación de crisis  económica en que se encuentra nuestro país debido al impacto de la pandemia COVID 19 que sufrimos desde hace más de un año, que se ha traducido en una brutal caída  del PIB del 11 % en el año 2020, un déficit público del 10,97% (123.072 millones de  euros), una deuda pública del 120% (1,34 billones de euros) y un desempleo de 4  millones de personas.  

Y en este contexto de grave crisis económica generada por la pandemia, la respuesta  europea ha sido poner a disposición de los estados miembros los fondos Next  Generation EU, necesarios para la puesta en marcha proyectos de carácter estratégico  con gran capacidad de arrastre para el crecimiento económico, el empleo y la  competitividad, los conocidos en nuestro país como PERTE (Proyectos Estratégicos  para la Recuperación y Transformación Económica), que para el proyecto estratégico  de movilidad eléctrica supondrá una inversión de 5.000 millones de euros.  

En este sentido, podemos ver que el Gobierno de España, y otras regiones y ciudades  españolas están realizando las gestiones oportunas para instalar las nuevas factorías  del sector de baterías eléctricas para automoción:  

Y así tenemos el anuncio realizado por Reyes Maroto, la ministra de Industria,  Comercio y Turismo, el pasado mes de marzo, cuando anunció la creación de un  consorcio público-privado con Seat-Volkswagen e Iberdrola para construir una fábrica  de baterías para vehículos eléctricos cerca de Martorell (Barcelona), la primera de  España. 

O por ejemplo, Valencia, donde se está avanzando en un proyecto de colaboración  público-privada para crear un centro de investigación y una gigafactoría, que  requeriría una inversión de 2.000 millones de euros, y que podría generar, según  informaciones publicadas, hasta 30.000 puestos de trabajo directos e indirectos.  

O las gestiones del Gobierno de Cantabria para captar una inversión de la  multinacional francesa ICED para el año 2023, poniendo a disposición 200 hectáreas  de terreno industrial para un proyecto que podría llegar a generar hasta 9.000 nuevos  empleos.  

O el proyecto encabezado por la empresa Phit4tch en un terreno de 20 hectáreas en  Badajoz, para construir una fábrica con capacidad para generar 500 empleos directos  con una inversión de 400 millones de euros.  

Por no hablar de las informaciones aparecidas en prensa el año pasado, en las que  Barcelona y Valencia se postulaban como posibles ubicaciones para una nueva  Gigafactoría de Tesla.  

Y mientras tanto, en nuestra comunidad, la Junta de Castilla y León renuncia de forma  incomprensible a participar en esta competición por el proyecto de construcción de  una fábrica de baterías, justo cuando el eje Valladolid/Palencia se va a convertir en  un centro de producción de 400.000 vehículos híbridos al año, renunciando a la  posibilidad de inversiones millonarias en un sector en el que tenemos que  mantenernos a la vanguardia nacional, e hipotecando las posibilidades de  diversificación de un sector industrial que en nuestra región depende excesivamente  de centros de decisión al norte de los Pirineos.  

Es urgente que el Ayuntamiento de Valladolid asuma el liderazgo para no dejar pasar  esta oportunidad clave para nuestro futuro, adopte las decisiones oportunas,  establezca contactos y ofrezca la necesaria colaboración con instituciones y  organismos públicos y privados para lograr la captación de un proyecto estratégico  para nuestra ciudad.  

Valladolid tiene todas las condiciones necesarias para competir en condiciones de  igualdad con el resto de ciudades mencionadas: somos un nudo de comunicaciones  por carretera y ferrocarril del noroeste de España, está prevista una nueva estación  de mercancías junto a una nuevo área logística e industrial, en un radio de 330  kilómetros contamos con diversos fabricantes de vehículos y sus proveedores (PSA en  Madrid, Vigo y Zaragoza, Mercedes en Vitoria, además de Renault en Valladolid y  Palencia), tenemos varios con centros de investigación e innovación ligados a nuestras  universidades, un tejido empresarial con peso y experiencia en el sector, y sobre todo,  tenemos un capital humano con juventud, con formación y con experiencia al que  tenemos que ofrecer una alternativa a la emigración hacia otras latitudes…  

Nos jugamos la capacidad de generar empleo y de dinamizar la economía, nos  jugamos el futuro. 

Y por todo lo anterior, en ejercicio de las atribuciones que la Ley 7/1985, de 2 de abril,  Reguladora de las Bases del Régimen Local otorga al Pleno Municipal, el Grupo  Municipal VOX propone los siguientes  

ACUERDOS  

PRIMERO. – El Ayuntamiento de Valladolid realizará de forma urgente un estudio  técnico-económico para el proyecto estratégico de instalación en Valladolid de una  fábrica de baterías eléctricas para automóviles con Fondos Europeos PERTE,  incluyendo todo tipo de aportaciones (fiscales, infraestructuras, oferta de suelo  preferentemente en el Parque Logístico y Agroalimentario, etc.) que pueda plantear  el Ayuntamiento de Valladolid. Este estudio debería estar finalizado en el plazo de un  mes.  

SEGUNDO.- El Ayuntamiento de Valladolid contactará y ofrecerá la necesaria  colaboración institucional a la Junta de Castilla y León y al Gobierno de España, para  coordinar las acciones necesarias para lograr la captación de este proyecto estratégico  para nuestra ciudad, en colaboración con las instituciones y organismos públicos o  empresas privadas que se estime oportuno.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.